Consejos para quienes quieren pedir un préstamo exprés

Muchas de las empresas que ofrecen préstamos urgentes solicitan un depósito que va del 5 al 10 por ciento del monto correspondiente al financiamiento, mismo que nunca termina por concretarse y no llega a manos del solicitante. Las firmas dedicadas a gestionar tales créditos explican que el trámite no procedió y que el anticipo no lo pueden devolver al solicitante. De manera que, para no tener amargas experiencias al solicitar créditos urgentes, les recomendamos lo siguiente.

Si de verdad se requiere de un financiamiento urgente, hay que cerciorarse de los antecedentes y reputación de la empresa que ofrece el crédito, de acuerdo a los registros de la Condusef. Nunca hay que precipitarse por la rapidez con la que se nos prometa hacer entrega de los recursos.

No se deben entregar documentos personales si no se tiene plena seguridad de que se trate de una empresa seria, puesto que podríamos ser víctimas de robo de identidad y otros delitos. Antes de optar por un préstamo exprés, se puede solicitar un crédito de nómina o personal en alguna institución debidamente acreditada, tomando en cuenta que siempre es aconsejable comparar las condiciones de crédito o las tasas de interés para seleccionar la alternativa que más nos resulte conveniente.

Otras dos opciones de financiamiento de emergencia que se pueden aprovechar antes de solicitar un préstamo exprés son: utilizar la tarjeta de crédito ( de preferencia aquella que tenga el CAT menos elevado) y acudir a una casa de empeño, pero corroborando que se encuentra debidamente acreditada ante la Profeco.


Categorías:
Créditos Creditos en México Tarjetas de Crédito

Comentarios