Cómo usar el buró de crédito

Antes de utilizar la tarjeta de crédito y con ello contraer más deudas, es relevante aprender a usar de modo inteligente este método de pago y una de las claves es no comprar un producto o contratar un servicio, por un mero impulso. Contraer deudas excesivas es la vía más sencilla para tener un negativo historial del buró de crédito. De allí la necesidad de tener finanzas sanas y conocer cómo usar el buró de crédito, es decir, cómo hacer que sus registros operen a nuestro favor.

Antes de comentar cómo usar el buró de crédito y de qué manera hacer que los antecedentes operen a nuestro favor para solicitar un nuevo crédito o préstamo, es importante comentar lo que se debe analizar antes de la utilización del crédito bancario.

Las finanzas personales y sus riesgos

Especialistas en las finanzas personales han compartido una serie de consejos que los interesados en mantener una economía sana, deben tomar en cuenta, antes de pedir un crédito.
Lo más importante es que, cuando se tiene el deseo repentino de solicitar un crédito, de adquirir algo a crédito, pensarlo dos veces acerca de la necesidad real de contratar o comprar ese bien o servicio.

Estudios especializados señalan que, el noventa por ciento de los productos que se compran por medio de tal esquema de pago, en realidad no son de primera necesidad, ni tampoco se consiguen pensando en solucionar una situación de emergencia.

El peligro de las deudas

Así también, es preciso ser objetivo acerca de la capacidad adquisitiva propia, para asegurarnos si en efecto podemos pagar esas nuevas deudas que tenemos pensado contraer.

Es indispensable contar con un presupuesto que nos ayude a calcular nuestros reales ingresos y así tomar en cuenta los gastos cotidianos, así como también, compromisos económicos que hayamos adquirido de manera previa.

Utilizando este recurso, las personas podrán tener los datos imprescindibles para que así puedan decidir si les será posible o no, pagar con su tarjeta de crédito.

También es indispensable considerar el caso de una situación de pérdida de empleo, en especial con respecto al impulso de comprar mercancías a largo plazo. Solo así se toma conciencia acerca de la diferencia entre “en verdad deseo eso” y “¿necesito verdaderamente eso?”.

Los especialistas en finanzas personales recomiendan comparar otras alternativas de financiamiento, así como también, saber acerca del Costo Anual Total (CAT) de cada alternativa, para seleccionar el crédito que maneje el menor costo a largo plazo.

Todo lo anterior es tan relevante como la información que podamos obtener acerca de las sociedades de información crediticia, por ejemplo, cómo usar el buró de crédito.


Categorías:
Buró de Crédito Creditos en México Tarjetas de Crédito

Comentarios