¿Cómo hacer para reestructurar tu deuda?

Quienes utilizan créditos bancarios y también no bancarios, corren el riesgo de padecer rachas económicas negativas. Ya sea por circunstancias inesperadas que afectan los gastos o la desgracia de quedarse sin empleo, una deuda que parecía manejable al cien por ciento, puede llegar a ser un problema económico en tan solo unos meses, de no realizar los pagos correspondientes.

Llegado el caso, no queda otro camino sino la reestructuración de la deuda. Se entiende por reestructura de deuda la modificación de las condiciones fijadas en un crédito para beneficio, principalmente, del deudor.

Lo primero es negociar con el banco y diseñar un plan de ahorro. Luego, en cuanto se han pactado las condiciones de la reestructura de la deuda, es preciso solicitar una carta convenio. Ahora bien, la re estructuración de una deuda, no implica que se vaya a pagar menos de lo que se solicitó al banco, o de lo que se gastó con la tarjeta de crédito, sino que las instituciones bancarias lanzan ofertas que incorporan descuentos en los intereses, los cuales. casi siempre, componen buena parte de la deuda contraída.

El paso inicial para acordar una reestructuración de deuda es conseguir, cerca del 30 por ciento de la totalidad del monto del adeudo, para así afrontar un pago considerable y que la deuda disminuya lo más posible. Lo que sigue es ponerse en contacto con la unidad de atención especializada del acreedor.

Como habíamos adelantado, una vez que se han pactado las condiciones de la reestructura se debe exigir la entrega de una carta convenio, en donde se detalle de manera clara las condiciones y términos del acuerdo pactado con el banco.

Imagen: http://antenasanluis.mx/a


Categorías:
Créditos Creditos en México

Comentarios