Acceder a un crédito Infonavit teniendo un negativo Buró de Crédito

Las entidades dedicadas al otorgamiento de créditos cada vez conceden mayor relevancia a las referencias asentadas en el historial del buró de crédito de los aspirantes a conseguir un financiamiento. El otorgamiento de un crédito solo será postergado en caso de que el interesado tenga un reporte de gravedad con relación a una institución financiera, por ejemplo, un posible fraude. Pero entonces, ¿qué tanto influye tener un buró de crédito negativo para acceder o no a un crédito hipotecario como los que ofrece el Infonavit?

Las deudas que se toman en cuenta para decidir si se aprueba un financiamiento hipotecario o no, son solo crediticias, no de servicios. Por ejemplo, no se toman en cuenta deudas derivadas del pago del celular o de la televisión de paga. Esta clase de deudas, aunque son reportadas al buró, no son crediticias en sí mismas. En cambio, el crédito que se haya solicitado y que no se haya manejado bien con una tienda departamental si será considerada por las entidades dedicadas a ofrecer financiamientos, especialmente para vivienda como lo hace el Infonavit.

La principal causa por la que la gente deja de cumplir sus compromisos crediticios, tiene que ver con la pérdida de su empleo y para casos así el Instituto cuenta con una treintena de opciones, productos que son adicionales al fondo de protección de pagos relacionados con las reglas del buró para quienes tienen alguna dificultad que les obstaculice realizar sus pagos. Basta con que se aproximen al Infonavit para acceder a ese apoyo.

Tomemos como ejemplo el siguiente caso: de no poder pagar, se nos solicitará pagar la mitad de la mensualidad sin generar intereses durante medio año. De no estar en condiciones de pagar ni la mitad de la mensualidad, se tiene la alternativa de una prórroga, donde en este caso el adeudo sí seguirá aumentando por los intereses, aunque a final de cuentas sigue siendo una alternativa que le quita presión financiera al deudor.

En caso de que el deudor prefiera pagar una cantidad diferente, se analizará ese caso en específico y el instituto le ofrecerá una posible solución. En circunstancias extremas, cuando ni así se tienen medios para pagar los adeudos pendientes, se realiza un estudio socioeconómico para determinar cuánto puede pagar esa persona realmente.

Con este medio lo que se intenta es que los acreditados que tienen voluntad de pagar, lo consigan del mejor modo posible. Cuando los deudores no manifiestan voluntad de arreglar el problema, ni la intención de aproximarse al instituto, es cuando se recurre a los medios habituales de cobranza.


Categorías:
Credito Hipotecario Credito Infonavit Creditos en México

Comentarios